Cajeros automáticos: un invento muy efectivo

Cajeros automáticos: un invento muy efectivo

En la actualidad no es necesario esperar al otro día para disponer de efectivo, entérate cómo apareció este instrumento que cambió la manera de hacer transacciones.

Hoy en día es común que cuando necesitas dinero o quieres pagar cuentas o servicios acudes a un cajero automático, pero hace algunas décadas estas operaciones solamente era posible realizarlas en las ventanillas del banco en los horarios establecidos.

A continuación, te damos algunos consejos de seguridad para su mejor uso:

  • Revisa el cajero para detectar alteraciones o aditamentos sobrepuestos.
  • No compartas tu NIP y cámbialo de manera periódica.
  • No solicites o aceptes ayuda de otra persona si el cajero tiene fallas.
  • Ignora los cajeros donde aparezcan letreros o comunicados extraoficiales; las instituciones bancarias jamás lo hacen.
  • Procura no distraerte durante tus transacciones, antes de irte cierra tu operación y no olvides retirar la tarjeta.
  • Si tu tarjeta se queda dentro del cajero acude con un ejecutivo de la sucursal. Si el banco está cerrado comunícate a los números de asistencia que se encuentran en la máquina para recibir asesoría.

Recuerda que la mejor red de servicios está a tu alcance, date la oportunidad de conocer la ubicación de los cajeros automáticos con la app Línea Bancomer.

CREANDO FACILIDADES

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *