¿Tu aguinaldo sobrevivió? ¡Es momento de invertir!

¿Tu aguinaldo sobrevivió? ¡Es momento de invertir!

Estás arrancando el año con un colchoncito de lana, ¡felicidades! Tenemos buenas noticias, podrías buscar hacerlo crecer. Checa cómo lograrlo.

Resistir las tentaciones decembrinas es un logro, felicidades, guardar un poco para iniciar el año con tranquilidad es un acierto. Mejor aún, con este dinerito tienes algunas opciones: dejarlo bajo el colchón estancado o ponerlo a trabajar en un fondo de inversión con la posibilidad de obtener rendimientos.

 

Es natural que puedas tener algunos temores si nunca lo has hecho, algunos de hecho son un mito, para invertir no tienes que ser un experto en finanzas, conocer los mercados de valores a detalle, ni tampoco ser millonario.

El primer paso es identificar tus propios planes y capacidad, nadie sabe mejor que tú, qué cantidad puedes invertir, cuando lo quieres utilizar para realizar un plan o si lo harás simplemente porque te gusta estar prevenido para un imprevisto. Esto te dará un panorama más claro del tiempo por el cual vas a invertir, incluso definir si tendrás varias inversiones con distintos objetivos.

 

Los Fondos de inversión toman en cuenta distintas variables, por ejemplo:

Horizonte de inversión: Es el plazo que se recomienda que mantengas tu dinero invertido en un determinado instrumento para ver los resultados de la estrategia. (Corto, mediano o largo plazo)

Riesgo: Toda inversión tiene un cierto grado de riesgo, existen productos que por sus características tienen un mayor riesgo que otros, usualmente productos que tienen un mayor rendimiento tiene un mayor riesgo y viceversa, por lo anterior, los Fondos son administrados por expertos profesionales para diversificar, mitigar el riesgo y tomar decisiones para buscar mantener y aumentar la inversión.

Rendimiento: Es la ganancia que produce una inversión, regularmente se expresa en tasa anual. Si inviertes una cantidad pequeña o más grande existe la posibilidad de obtener rendimientos a partir de ese monto.

 

Si quieres ser cauteloso y primero quieres probar puedes hacerlo desde $50 pesos, existen algunos fondos de deuda de corto plazo que te permiten comprar un par de títulos para comenzar a invertir.

Al momento de elegir es importante que tengas claro algunos puntos, como la disponibilidad de tu capital. Cuando adquieres títulos de un fondo de inversión se llama compra, si necesitas disponer de tu dinero invertido en el fondo la operación se llama venta de tus títulos, estas operaciones pueden realizarse todos los días hábiles de 8:30 am a 1:30pm.

 

Dependiendo de las características del fondo, a partir de que tú realices la operación de compra o venta de títulos, tu dinero regresa a tu cuenta el mismo día o hasta 72 horas, esto se encuentra descrito en el Prospecto de Inversión del fondo y es importante que lo sepas cuando lo elijas.

Para comenzar, tú ya tienes lo principal, que es el capital en tu ahorro, y una vez que pruebes invertir verás que es muy fácil, y que podrás invertir de manera recurrente y tener uno o varios fondos de acuerdo a tus planes.

 

Te recomendamos acercarte a un ejecutivo en cualquiera de nuestras sucursales para que te oriente sobre los instrumentos que mejor se pueden adaptar a tus necesidades, objetivos y capital.

Recuerda establecer tu objetivo, el plazo para cumplirlo, cuál es el tipo de riesgo que estás dispuesto a tomar y el monto mínimo que tienes disponible para animarte a invertir. Comienza y antes de lo que te imaginas, podrías comenzar a ver los rendimientos, ¡que tu dinero no se estanque, ponlo a chambear!

 

Los fondos de inversión BBVA Bancomer te ofrecen gran variedad de opciones y podrían ser el producto adecuado a tus necesidades.

FONDOS DE INVERSIÓN

Deja un comentario