¿Es buena tu salud crediticia?

¿Es buena tu salud crediticia?

Mantener en equilibrio tu salud crediticia permitirá que tengas las puertas abiertas a un mundo de oportunidades, donde podrás adquirir todo lo que has soñado con mayor facilidad. Conoce en qué estado se encuentran tus créditos.

¿Te has retrasado en el pago de tus créditos? ¿No te dejan conciliar el sueño los adeudos? Estos son síntomas de una salud crediticia con malestares. Tendrás que poner “manos a la obra” para sanar y salir de esta situación.

Lo primero es aceptar, y tener la conciencia, que tu capacidad de pago está excedida. Debes tener cuidado de no pedir préstamos que sean superiores a dicha capacidad y de no sobregirar tus tarjetas de crédito.

Recuerda que una práctica fundamental para mantener tus finanzas saludables es tener un fondo para emergencias, ya que sin éste te puedes descapitalizar cuando se presente un imprevisto.

También es necesario plantear los egresos, conforme a los ingresos personales y familiares. Afortunadamente cualquier persona puede recuperar su buen historial, aunque claro, conseguirlo toma tiempo y mucho compromiso.

 

¿Cómo recuperarte?

-Ponerte al corriente con las deudas que tengas atrasadas (pagando los saldos vencidos). Esto muchas veces incluye hacer sacrificios y esfuerzos extraordinarios, pero es lo mejor que puedes hacer.

-Solicitar una reestructura de tu crédito. Si no hay forma de pagar tus saldos vencidos, puedes solicitar que te den más tiempo y nuevas condiciones para liquidarlo.

 

Aunque puedes retomar tu buen historial crediticio, algunas instituciones financieras no tendrán la misma confianza y no será fácil volver a obtener otros créditos o mejores montos.

Incluso cuando consideres que tu salud crediticia ha mejorado, y se encuentra en buen estado, se sugiere hacer un diagnóstico periódico, así como organizar y planear tus pagos. Recuerda que el historial crediticio queda registrado en el Reporte Especial del Buró de Crédito.

 

¿Qué tu ayuda a tener finanzas sanas?

-Planear y pagar puntualmente todos tus créditos.

-Contar con un fondo para emergencias.

-No pagar sólo los mínimos de tus TDC

-Paga el monto para no generar intereses de tus estados de cuenta.

-Evita gastos hormiga y comienza a ahorrar.

Revisa estos aspectos, además de los estados de cuenta, habitualmente para detectar si existe un problema y corregirlo a tiempo. Ser una persona cumplida tiene muchos beneficios, sobre todo a la hora de solicitar un crédito nuevo.

 

No te dejes sorprender y conoce tu estado crediticio con el simulador de salud crediticia BBVA Bancomer. Ahí podrás obtener un diagnóstico certero.  

 

SALUD CREDITICIA

Deja un comentario