¿Vas a empeñar? ¡Piénsalo 2 veces!

¿Vas a empeñar? ¡Piénsalo 2 veces!

¿Te gastaste todo y necesitas dinero? Seguramente has pensado en empeñar algunas cosas para sobrevivir la cuesta de enero. Antes de buscar una casa de empeño, toma en cuenta estas recomendaciones.

Si no pudiste resistir las múltiples tentaciones que las fiestas decembrinas te presentaron y tu aguinaldo o fondo de ahorro se fue como peces en el río, ahora hay que resolver la situación y una de las opciones que más mexicanos utilizan para salir del problema es el empeño.

 

Enero es uno de los meses en los que más personas acuden a estas instituciones para empeñar sus joyas, electrodomésticos, celulares, computadoras y hasta autos para obtener dinero en efectivo por ellos.

Es una solución inmediata para salir a flote de una emergencia económica, pero te recomendamos que lo pienses dos veces antes de tomar esta alternativa, ya que al final te puede salir más caro y convertirse en una carga financiera muy pesada.

 

Toma en cuenta estas especificaciones antes de recurrir al empeño:

-Los intereses son muy altos

-Las penalizaciones por pagos fuera de tiempo son excesivas

-El porcentaje de préstamo es muy bajo con respecto a la prenda

-Son inflexibles cuando se presenta un imprevisto

-Si olvidas pagar en la fecha exacta corres peligro de perder tus pertenencias

-Para desempeñar el trámite es complicado y tardado

-No tienes la ventaja de hacer pagos por diferentes sucursales o medios

 

Si en el tiempo estipulado en el contrato no puedes liquidar el préstamo puedes seguir pagando refrendo, que te permite no perder tus prendas, pero sigues sin poder recuperarlas y la deuda se extiende, esto termina afectando tus finanzas.

En algunos casos las personas recuperan sus pertenencias, pero terminan pagando el doble, el triple o más de lo que recibieron como préstamo. En otras situaciones hicieron varios pagos de refrendo para no perder sus joyas u objetos de valor y al final no pueden seguir pagando ni liquidar la deuda, por lo que pierden mucho dinero y lo que tanto quieren.

 

Es muy desgastante tratar de mantener a salvo lo que se empeña para no perderlo, pues en la gran mayoría de los casos tiene mucho valor sentimental para las personas y el dinero que se pierde termina por superar la deuda por la que en principio acudieron a una casa de empeño.

Te recomendamos que si no es una emergencia médica o algo que ponga en riesgo a ti o tu familia no empeñes en ninguna institución, tendrás que apretarte el cinturón y tratar de sobrevivir la cuesta de enero con lo que tengas para no endeudarte aún más de lo que lograste durante las fiestas.

 

Si la situación lo amerita una opción es solicitar un préstamo de nómina, el cual la institución bancaria te otorgará respecto a tus ingresos y capacidad de pago, lo cual aunque no lo veas en el momento es una ayuda para no comprometer tus finanzas de nueva cuenta.

Otra buena alternativa es utilizar de manera responsable tu tarjeta de crédito, que te puede ayudar a librar con tranquilidad esta temporada con compras a MSI por ejemplo, que te permitirá pagar a plazos.

No tomes una decisión apresurada que te puede afectar a largo plazo, pon sobre la mesa tus ingresos, gastos y, si es necesario, analiza con tranquilidad la opción de préstamo que más te conviene para salir del apuro y cumplir con los pagos siempre en tiempo.

 

Si necesitas dinero para sobrevivir la cuesta o atender una emergencia solicita un crédito de nómina BBVA Bancomer, que te ofrece excelentes beneficios y una tasa de interés fija preferente.

NECESITO UN PRÉSTAMO

Deja un comentario