Carrera Vertical Bancomer: un evento de altura

Carrera Vertical Bancomer: un evento de altura

Una muestra de fortaleza y ánimo de colaboradores y asistentes.

Desde las primeras horas los participantes de la Primer Carrera Vertical Bancomer se dieron cita a temprana hora en la planta baja del edificio para la toma de signos vitales, mientras que sus familiares y acompañantes siguieron los pormenores en un circuito cerrado que fue colocado en el área de comedores.

En los momentos previos se pudo observar un entusiasmo extremo en todos los colaboradores, corredores nerviosos, otros muy animados y algunos sin idea del esfuerzo que representaba este gran desafío para dar inicio su hazaña personal y conquistar los 50 pisos.

Para Arturo Guzmán significó una situación muy interesante, tenía pocas expectativas del resultado, pero sí muchas ganas.Mencionó que es un entorno de concentración y esfuerzo, él ha participado en otras carreras de BBVA Bancomer, dijo estar emocionado y se fijó como objetivo tratar de hacer un buen tiempo.

Por su parte Rodrigo Pérez, con un semblante serio expresó que estar ahí representaba una prueba personal, añadió que con esfuerzo y perseverancia por más difícil que parezca la situación se pueden lograr metas.

La planeación

En el año 2017 se encomendó la tarea al área de Actividades Culturales y Deportivas de crear un evento corporativo único en su clase, la primer carrera Vertical Bancomer, manejando un concepto totalmente corporativo (la primera a nivel mundial) y exclusivo para los colaboradores y sus familiares. Comenzaron a planear, vieron que era posible, hablaron con gente del inmueble y de seguridad.

El equipo de Actividades Culturales y Deportivas señaló que las dos dificultades logísticas más fuertes a las que se enfrentaron fue la organización y el circuito cerrado de cámaras para hacer la transmisión en vivo y en todo momento mostrar lo ocurrido en el comedor a los familiares.

Este evento es una propuesta más de la EVP (propuesta de valor al empleado) con lo cual se busca fortalecer el sentimiento de pertenencia hacia la institución, promoviendo principalmente la relación e integración familiar, elevando la calidad de vida y siempre cuidando el bienestar de los empleados. Entre los colaboradores tienen presentes tres valores muy importantes: el cliente es primero, pensamos en grande y somos un solo equipo.

Los testimoniales

Héctor Enrique Barragán SantosHéctor Enrique Barragán Santos, del área de Talento y Cultura, posteriormente de haber llegado a la meta y tomar un respiro, manifestó total orgullo y satisfacción, su desafío principal era llegar a la meta y lo logró. En el piso 42 vio que podía hacer más esfuerzo y apretó el paso; ese reto lo transformó en oportunidades.

 

Durante su estancia en el piso 50 dijo que la vista era asombrosa, comparó la imponente construcción con un torrente sanguíneo, donde los concursantes tuvieron la oportunidad de recorrer las venas de BBVA Bancomer, que en este caso fueron las escaleras, fue una forma de ingresar a las entrañas de un edificio maravilloso.

Rodrigo OrtizPara Rodrigo Ortiz, de la categoría invitados, fue una prueba muy demandante, por primera vez en su vida subió corriendo 50 pisos, no fue nada fácil, la subida de 10 pisos le pareció similar a una prueba de cardio muy extenuante. Estar ahí significó mucho para él y su familia.

 

 

Adriana AlejoA Adriana Alejo, de Banca de Gobierno Sector Seguridad y Vivienda le pareció magnífico que pusieran imágenes de paisajes de nuestro país, señaló que en cada piso iba controlando su respiración, tuvo muy claro su objetivo y también recibió el apoyo de sus compañeros.

 

 

Relatos de algunos de los ganadores

Alfredo Vergara TalamontesAlfredo Vergara Talamontes consiguió el segundo lugar en la categoría veteranos; relató que al principio empezó muy rápido, fue subiendo todos los pisos y poco a poco se dio cuenta que ya no podía ir a ese ritmo, decidió bajar la velocidad y utilizar los barandales. Ahí se dio cuenta del tamaño del reto y seguir poco a poco lo llevó al final.

 

Sobre su experiencia de la premiación en el helipuerto nunca había tenido la oportunidad de estar ahí y fue espectacular. Estar en el punto más alto de la Ciudad de México lo vio asombroso, en ese momento se percató del amor a su empresa y a la ciudad donde trabaja.

Irma Acosta PedregalIrma Acosta Pedregal, primer lugar veteranas, le encantó vivir la experiencia, lleva más de veinte años corriendo, fue muy distinto para ella subir escaleras, pero sobretodo no esperaba quedar en primer lugar.

Creó una estrategia en la que tuvo que ir a su paso y eso fue parte de lograr el desafío, no ir a toda velocidad porque sabía que se iba a agotar.

Francisco Guzmán TelloFrancisco Guzmán Tello, primer lugar master junior varonil, hizo frente al cansancio, hubo un momento en donde las piernas le empezaron a temblar y sentirse más desgastado. A pesar de su entrenamiento, la adrenalina y la emoción también influyeron.

Afrontó la proeza pensando en el apoyo de sus padres, hermanos, su familia, incluso sus amigos de área; muchos de ellos le desearon éxito, además, las personas que estaban en cada piso le gritaban “vamos ya falta poco” y eso también ayudó.

El valor principal para él es hacer equipo, muchos de los corredores venían echándose porras, cuando se enteraron de la carrera tanto la gente de triatlón, de atletismo y de natación se establecieron como meta hacer una buena representación.

Laura MontañoLaura Montaño Reyes, primer lugar en master junior femenil, posterior a la premiación dijo que no esperaba ser ganadora. Que es muy distinto subir por escaleras que correr de forma normal, es muy cansado, pero una gran impresión.

La mentalidad fue un factor importante para seguir el paso, tomar un respiro y dar todo de sí.

Así fue como este icono arquitectónico de la ciudad volvió a ser sede de un evento sin precedentes.

Deja un comentario